El valor de los materiales

Hace varias semanas una indiaca perdió una de sus plumas.

Una de las pelotas rojas de foam terminó morada de tantos apretones.

 

Los vasos de gelatina, que hemos usado para hacer equilibrio, no se sienten seguros encima de la cabeza de un niño.

 

Las botelllas de zumo que empleamos para jugar a diferentes modalidades de bolos temen ser confundidas con pelotas y recibir un golpe… O con espadas.

 

Las espalderas siguen sin entender por qué algunos niños se suben a ellas en cuanto que el maestro está pendiente de otra acción de la clase… Pero el material que más cansado está es la colchoneta. Bueno, la pila de colchonetas azules que hay al fondo del gimnasio.

 

Las colchonetas no consiguen entender que al finalizar las clases se monten algunos niños como si fueran una atracción de feria…

 

Son nuestros materiales los que nos hablan hoy. Los que nos piden un uso correcto y seguro de ellos.

 

Creados para facilitarnos las activididades. Otros, reciclados.

 

Materiales pensados para continuar con nosotros mucho tiempo.

 

Materiales, como leemos y vemos en ocasiones en clase, que tratamos como si tuvieran poco valor.

 

 

Anuncios

10 pensamientos en “El valor de los materiales

  1. Pingback: Septiembre | La clase de Educación Física y mucho más...

  2. Pingback: Compañeros | La clase de Educación Física y mucho más...

Qué nos quieres contar...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s