Recetario… (I)

Recetario

Ideas para hacer de la cocina un lugar para aprender y crear…

 

En clase tenemos libros de aventuras, animales, experimentos, cuentos… y, desde ahora, vamos a tener un recetario. Sí, un libro sobre recetas. Bueno, el libro no será en papel y  tendrás que acercarte al blog para conocer las recetas de tus compañeros.

 

La idea surgió de una actividad de lengua. En el libro se proponía crear una receta. Y ahí terminaba la propuesta.

 

Dándole vueltas… “por qué no crean los niñ@s una receta y la comparten con los demás”, pienso. Y si además -con la necesaria y paciente ayuda de las familias- se meten en la cocina a cocinar y envían un par de fotos con el resultado de esa experiencia…

 

Así comienza “Recetario…”, una serie de entradas que ha tenido tres claros protagonistas: los niños, sus creaciones y las familias.

 

Ana y sus galletas de letras

 

Las galletas de Ana...

Además de Ana, Carlos también puso sus manitas para crear estas galletas.

 

Ana nos cuenta en su  receta que hay que mezclar azúcar, harina y mantequilla… A partir de estos ingredientes, más huevo y una gotas de vainilla, surge la masa de estas galletas que más tarde se convertirán en letras.

 

El bizcocho de yogur de Aitor

 

Aitor y su bizcocho

Pasos hasta llegar al bizcocho que preparó Aitor

 

Una vez que ya tenemos  los ingredientes -nos explica Aitor- hay que ponerlos en una jarra, batirlos y  verter el resultado en un molde, que a continuación colocamos en el horno. El resultado: un exquisito bizcocho de yogur.

 

Las palmeritas de azúcar de Gabriel

 

Palmeritas de azúcar

Cinco imágenes para conocer cómo las ha hecho Gabriel.

 

Gabriel ha pensado en esta receta tan sencilla y dulce para nuestro libro de recetas. Nos explica que solo necesitamos una masa de hojaldre y azúcar. Después de crear las palmeritas, al horno. Esperamos sobre 15 minutos para conseguir este dulce que ha creado Gabriel.

 

Así termina esta primera entrega de nuestros pequeños cocineros de Primero de Primaria.  Habrá más…

 

Anuncios

Aventuras de papel…

Si haces clic sobre la imagen, podrás ver más detalles del Día del libro...

Si haces clic sobre la imagen, podrás ver más detalles del Día del libro…

 

Hoy la clase es fuera de la escuela. Sí, también se puede aprender sin estar en el aula, aunque estemos en el cole. Hoy vamos a caminar, a comprar libros, a escuchar cuentos… Hoy es el Día del Libro. Hoy es 23 de abril.

 

Llevamos dos euros cada uno, bueno el profe lleva alguno más… Nuestro propósito: comprar un par de libros en el mercadillo solidario que se celebra en la plaza principal de nuestro municipio.

 

Unos quieren historias de niños, otros de animales. Varios prefieren arañas, serpientes o peces. Otros buscan algo para su hermano. Compran libros grandes, pequeños, con ilustraciones, con letras gordas… Todos quieren hoy un libro.

 

Cuando llevamos un rato en la plaza nos sentamos alrededor de un escenario. Compartimos espacio con los niños de otros colegios. Vamos a escuchar un cuento… La jornada no puede ir mejor.

 

Pero lo más bonito de esta historia está por llegar… Después del Día del Libro, muchos niños se reúnen -de manera espontánea-  para leer sus cuentos en el recreo. Mientras están merendando, comparten el libro que han comprado.

 

También se han animado a traer nuevos libros a clase y tratamos de leerlos. Ya hemos sabido de las andanzas y del valor de Pulgarcito, de la amistad de Tod y Toby o de un pez que perdió una escama brillante y bajó hasta el fondo del mar a buscarla…

 

 

Os dejo una propuesta que espero que os suponga un reto a vuestro alcance… En el siguiente corcho recogeré todos los libros que os gusten, que habéis leído o que os gustaría leer… Tan solo tienes que dejar los títulos en los comentarios o enviar un correo con tus elecciones.

 

Corcho del día del libro

Corcho del Día del Libro

 

Así termina esta entrada sobre libros, aventuras y niños que se juntan para compartir la lectura…

 

Esos días que son diferentes…

Nuestra pizarra no es digital, pero nos da mucho juego todos los días...

Nuestra pizarra no es digital, pero nos da mucho juego todos los días…

 

Los días deben ser diferentes. La monotonía muchas veces aburre. Los hábitos son siempre necesarios. Pero hay días en los que hacemos cosas que nunca hubiéramos imaginado… Moverse entre la monotonía, los hábitos y lo inesperado.

 

Unos con el ordenador. Otros calcando. Otros con palitos. Un grupo creando laberintos. Ellas en la nueva pizarra que hay a la entrada de la clase (qué importante es que el Mundo esté a su altura…). Ellos con la tablet: una pantalla -a la que tan acostumbrados parecen estar-  que no abarcan con sus manos.

 

Mesas agrupadas. Cuatro manos en busca de un dibujo perfecto. Cuatro ojos juntos para encontrar palabras en esa nube revuelta. Son solo alumnos de primero de Primaria, pero hay días que parecen adultos concentrados y disfrutando con los compañeros y la tarea. Ajenos al tiempo.

Hay días que son diferentes… En esta entrada, miramos y recordamos algunos de esos días. ¿Recuerdas?

Trabadas que se convierten en mapas mentales

A lo largo del curso hemos trabajado muchas veces con nubes de palabras (I, II, III, IV…) Ese día dimos un paso más. Eran ell@s los que iban a crear su nube a partir de la trabada que hubiera en la pizarra. Y no solo eso, además tendrían que pensar un dibujo para esa palabra…

 

Más ejemplos de esta actividad que tiene un gran potencial creativo…

 

 

¿Perdidos en el laberinto?

Durante el segundo trimestre, en un tema de matemáticas se veía la medida: longitud, masa y capacidad. Aprovechamos los contenidos para crear unas “palito-reglas”. Desde entonces en cada bandeja hay un par.

 

 No piensas que este artilugio de madera de trece centímetros pueda dar tanto juego. Más allá de las construcciones que un niño de seis años es capaz de hacer, la palito regla ha servido para que cada uno creara un laberinto. Ellos no sabían que una fotografía y una aplicación iba a crear un juego en la tablet…

 

Primero crearon…

 

 … y luego jugaron.

 

 

Idea. Con una cuadrícula, una regla, colores, una fotografía y una aplicación puedes hacer un juego a tu medida. Te dejo la aplicación para que lo puedas hacer en casa… Se llama Invéntame. Si pinchas en la imagen, tendrás más información.

 

Invéntame, aplicación con la que puedes crearlos laberintos.

Invéntame, aplicación con la que puedes crearlos laberintos.

 

Sopas y nubes…

Hay días que le damos un giro a la clase. Movemos mesas y sillas. Nos agrupamos, participamos teniendo claro que sumamos más con nuestro compañeros. Eso pensamos. Eso intentamos.

 

Todavía no hemos contado nada en el blog de nuestro proyecto stilton, pero una de las actividades que más nos ha costado ha sido crear una sopa de letras a partir de las palabras de los libros de Geronimo y Tea. Cada niñ@ una sopa. Las hemos llamado sopas Stilton. Luego se han convertido en divertidos juegos…

 

Otras veces las nubes no están en el blog y sí en papel. Esos días buscamos con nuestro compañer@ las palabras que más nos gustan…

 

Otros días hemos calcado. O hemos dejado una palabra en plural o singular en la pizarra. Incluso  hemos hecho aviones de papel…

 

Bocadillos para terminar…

Nuestra clase suena diferente muchos días. Entre todos hemos ido creando su banda sonora. Ahora, además de atrapar palabras, las dejamos escritas en un bocadillo…

 

 

Hay días que son diferentes en clase…